Qué hacer si no funciona el control remoto de tu TV

Algunos consejos para reparar tu control remoto.

Control remoto de Smart TV LG

Es casi inimaginable que un televisor cumpla su función de entretenimiento sin un mando a distancia. Tanto para sintonizar canales como para controlar el volumen o seleccionar una entrada de vídeo auxiliar, es indispensable el control remoto.

Por ello, una falla de este accesorio puede dar lugar a momentos de aburrimiento o fastidio en lugar de distracción, más aún el caso de tratarse de modelos de televisores que solo pueden ser controlados a distancia con su mando original. 

En este artículo intentamos explicar las diversas situaciones que podrían hacer que  el control remoto deje de responder. Es aplicable a distintas marcas como LG, Sony, Samsung, entre otras.

Descartar un problema con el televisor

En primer lugar, comprueba que el problema no reside en el televisor que intentas controlar con el mando a distancia. Conéctalo a una toma de corriente en buen estado y enciéndelo manualmente o utiliza para este fin un control remoto de un reproductor de Blu-ray o DVD previamente emparejado.

Cambiar las baterías

Ahora bien, asegúrate de operar el control remoto a una distancia, ni muy cerca ni tan lejos. También comprueba que entre el trayecto de la señal de infrarrojo que sale desde el control y el frente del televisor no haya obstáculos. Si aún así no llega a funcionar, haz un cambio de pilas.

Revisar el sensor de infrarrojos del mando

Si pese a esto no funciona el control, comprueba que no hay un desperfecto del sensor de infrarrojos que emite la señal hacia el televisor. Para esto, apunta con el control hacia una cámara digital encendida (un teléfono celular sirve) y verifica que en la pantalla aparece una luz cada vez que presionas un botón. De no hacerlo, se trata de una falla del sensor de infrarrojos y necesita asistencia técnica. 

También puedes verificar que no haya demasiada sulfatación en los contactos localizados en el  compartimiento de pilas o alguna señal de colisión que pueda haber desoldado algún componente o dañado a la placa electrónica del control remoto. En estos casos lo más recomendable es acudir al servicio técnico de confianza.

Usar una app que funciona como control remoto universal

Por otro lado, si tienes un mando a distancia inservible pero tu televisor es un Smart TV, prueba a controlarlo mediante aplicaciones móviles que funcionan como controles remotos universales mediante wifi como, por ejemplo, AnyMote.

VER TAMBIÉN:


 1,097 total views,  11 views today

Comparte esta entrada en tus redes sociales

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba